Curiosidades LED

Sistemas de iluminación

Existen diferentes maneras de iluminar un espacio o un objeto, las cuales pueden llegar a diferir enormemente entre sí. Veamos a continuación los principales sistemas de iluminación y sus características y efectos lumínicos.

Iluminación general

Disposición regular de las luminarias, generalmente situadas en el techo o cerca del mismo.

Luminotecnia: La luz se proyecta uniformemente en el espacio. Los contrastes, los brillos y las sombras quedan reducidos en gran medida.

Visibilidad: Visión general (no se aprecian con facilidad los matices). Sensación de espaciosidad, homogeneidad y orden. Colores apagados. Ideal para ambientes de trabajo o estudio en los que se quiere favorecer la concentración en la actividad a desarrollar.

Consumo: Alto. La luz se distribuye por igual en todo el ambiente, incluyo en aquellas zonas en las que, puntual o habitualmente, no es necesaria, o lo es en un porcentaje menor.

Iluminación localizada

Las luminarias se instalan a poca distancia de un objeto o una pequeña área, por ejemplo, una mesa de trabajo o una obra de arte, y lejos del techo.

Luminotecnia: La luz se proyecta únicamente en puntos concretos. Se destacan los contrastes y matices. Puede producir grandes sombras.

Visibilidad: Sensación de reducción espacial. Colores vivos. Máxima apreciación de detalles. Creación de ambientes artísticos (cine, fotografía, iluminación de obras de arte, etc.). Debido a los contrastes resultantes, puede provocar distracción.

Consumo: Bajo. Ajustable a las necesidades particulares (no es necesario iluminar por igual todo el espacio).

Iluminación híbrida

Este sistema incorpora elementos de los dos anteriores.

Luminotecnia: Mayor uniformidad lumínica, aunque suele primar la iluminación localizada. Contrastes y sombras.

Visibilidad: Superior equilibrio lumínico y naturalidad. 

Consumo: Medio. Ofrece la gran ventaja de adaptar la iluminación a las necesidades del espacio o de la actividad desarrollada. No obstante, la sensación de visibilidad general es muy superior a la de las iluminaciones localizadas.

Iluminación modularizada 

Recomendable para espacios que tienen paneles divisorios o mobiliario de grandes dimensiones que obstaculiza la difusión de la luz. En este caso las luminarias se distribuyen teniendo en cuenta tales particiones.

Luminotecnia: Este sistema de iluminación es similar a la iluminación general, aunque por lo general su iluminancia (flujo luminoso) es menor. 

Visibilidad: Sensación de amplitud. Dificultad para distinguir los detalles. Colores mate. Favorece la concentración.

Consumo: Elevado.

Dependiendo de las características del lugar o de la actividad a realizar en el mismo, optaremos por uno u otro sistema de iluminación. A partir de aquí, escogeremos las luminarias que mejor cumplan con las pautas de ahorro, potencia, luminosidad, versatilidad y ecologismo.

Hasta aquí por hoy. Gracias por tu atención y tu tiempo. Y hasta la próxima.